El tango es la esencia de ser finlandés y un elemento tan importante hoy en día para Finlandia como lo es Nokia. Aunque de diferentes maneras. Pero mientras vemos las noticias de Nokia en los diarios y otros medios de la existencia del tango finlandés no se sabe mucho, a menos que sea para buscar el origen. Hoy en dia en la vida diaria finlandesa, simplemente no hay tango finlandés.

Finlandia es un país joven, como también en nuestra cultura de tango. El término tango finlandés, en realidad nació después de la Segunda Guerra Mundial (fino-rusa) cuando el compositor Toivo Kärki combina el romance de la música eslava y la marcha de la música alemana.  El resultado fue un estilo único,  un tango más lento y más pesado que el original.  El tempo es el mismo constantemente incluso parecido al de la marcha alemana.  Antes que sucediera todo esto, el tango era considerado de las clase alta,   era una “música extranjera exquisita”  que las clases más  bajas no sabían como bailarlo  y no se podía escuchar en cualquier lugar. Después de la guerra, la música se extendió por todas partes como nuestra música que de pronto se convirtió en música popular. El tango se escuchaba en todos lados donde se bailaba incluso en los pueblos pequeños tenían lugares de baile.

El tango también  fue el primer tipo de danza, en el cual en los finlandeses bailan en pareja. Tiene una cultura relativamente antigua, lo que permite a los bailarines estar muy cerca uno del otro. Para los tranquilos y poco sociables finlandeses esto les abrió una nueva puerta para relacionarse y acercarse al sexo opuesto.   El tango se convirtió en un  baile muy popular. Las leyendas dicen. que en algunas partes los bailarines amenazaban en tirar a la orquesta al lago si se intetaba tocar algo que no fuera tango. (tanssilava: son lugares de baile que se encuentran al aire libre cerca del lago generalmente).

En los años 50 y 60s al tango le fué bien en Finlandia, es decir no sólo creció y fue resucitado como cultura de danza sino que tambien en discos y  la radio.  En los sesenta  se inició la época de oro del tango finlandés. Esto surgio de la mano de Toivo Kärki y  Unto Mononen reconocidos compositores de tango. . Al mismo tiempo fueron grabados tangos por los “reyes del tango” Olavi Virta, Reijo Taipale y Eino Grön

.
La chica de la fábrica de fósforos (1991)- director: Aki Kaurismäki

canción: Satumaa (“la tierra prometida”) / letra y música: Unto Mononen / Intérprete: Reijo Taipale

A pesar de que los long plays se vendían bien y la gente todavía escuchaba tango, comenzó en los 70s, una gran transformación.
Las generaciones más jóvenes se mudaron desde las zonas rurales hacia las ciudades, y ya no se bailaba en los tanssilava, pero se comenzó a escuchar una nueva generación de música rock. El tango se convirtió repentinamente en “la música de los viejos”.

Dejar respuesta